Es importante tener la organización y los proyectos “a la vista”.

Todos sabemos lo que tenemos que hacer, tenemos correos electrónicos, apuntes de reuniones, documentación, listas de cosas pendientes, listas de control de tareas. La gran pregunta es:

¿A qué lugar acudimos para revisar todo lo que tenemos en marcha?

Organizarse es sencillo, cuando tenemos un lugar para verlo todo. Lo complicado es decidir, determinar cuál es ese lugar.

Cuando hablamos de la organización de una persona, la agenda es el lugar de partida, aunque como todo, tiene su truco y no sirve lo mismo para todo el mundo.

Pero ¿qué pasa cuando hablamos de una empresa, compuesta por muchas personas, que pertenecen a diferentes departamentos? ¿cómo organizamos las tareas para que esté controlado el flujo de trabajo? ¿cómo conseguimos respetar los plazos de entrega? ¿cómo evitamos los cuellos de botella? ¿qué se puede hacer?

Organizarse es la mejor opción.

Pero no de cualquier manera, cada empresa, cada persona, requiere un método, un sistema que se adapte a sus objetivos y a su contexto. Para conseguir una organización útil, eficaz y eficiente está La Sastrería del Tiempo.

Muchas personas piensan que la solución está en la herramienta, pero no es así.

El mercado está lleno de agendas, aplicaciones, métodos, programas informáticos (trello, kanbanize, agile, zenhub…)

Que sirven, sí, pero que no sustituyen la organización básica, que se prepara con lápiz, goma de borrar y papel.

Que se sustenta en metodologías probadas, sí, pero que no sirven para todo el mundo.

Organizarse requiere método, creatividad, y ganas de aprender.

¿Quieres saber algo más? Pregunta: https://lasastreriadeltiempo.com/hola/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.